Las inundaciones provocadas por el fuerte temporal que ha azotado esta semana el norte de Francia, el sur de Alemania y zonas de Bélgica y Austria, se han cobrado varias vidas, además de ocasionar grandes destrozos. Y la alarma continúa. El Servicio Alemán de Meteorología ha alertado de la posibilidad de más chubascos intensos y estiman que los daños de las inundaciones, que han afectado principalmente a la zona de Baviera, superen los 10 millones de euros, informa La Vanguardia.

Este diario también informa de que, por su parte, el norte de Francia está viviendo este mayo y entrada de junio el más lluvioso en 150 años. En este país hay doce departamentos en alerta, especialmente en la región de Île-de-France, y alrededor de la cuenca del Loing, un afluente del Sena cuyo desbordamiento ha obligado a evacuar a 10.000 de los 13.000 vecinos de Nemours. También en la región del Loira, donde el castillo de Chambord está anegado y 200 automovilistas tuvieron que ser rescatados en la autopista.

En la jornada de hoy se espera que el Sena alcance un pico de caudal de 5,6 metros, por debajo del nivel de seis metros que inundarían la red ferroviaria de cercanías en su parte subterránea. El País informa de que en 1910 el récord se estableció en 8,6 metros. La crecida de este río parisino ha llevado al Museo del Louvre de París, el más visitado del mundo, a evacuar hoy las obras situadas en las zonas con riesgo de inundación y a permanecer cerrado. El Museo de Orsay, famoso por su colección de arte impresionista, también ha adoptado esta medida.

El presidente francés, François Hollande, anunció ayer que el próximo miércoles, en el Consejo de Ministros, se declarará el estado de catástrofe natural para las zonas más afectadas por el temporal.

Austria es otro país europeo que también se ha visto afectado por las fuertes lluvias, en concreto, la región de Salzburgo. Las inundaciones cortaron carreteras y puentes y las lluvias  fueron repentinas, lo que obligó a algunas personas a ponerse a salvo en los tejados de las viviendas, informa El País.