Iberia no apostará más por operar vuelos de larga distancia desde el aeropuerto de Barcelona-El Prat. La compañía aérea mantiene su apuesta por el eje aéreo de Madrid-Barajas, desde donde concentra todo su tráfico a Latinoamérica, según ha informado La Vanguardia. Este diario ha explicado que, a pesar de que muchas aerolíneas de países de Latinoamérica operan vuelos directos entre Barcelona y las principales capitales del continente sudamericano y están incrementando frecuencias y destinos, Iberia considera que éstas no son rutas sostenibles, tal y como ha manifestado Willie Walsh, consejero delegado de IAG.

“No vamos a operar rutas de largo radio desde El Prat porque para nosotros no es sostenible; para Iberia, el modelo más eficiente es concentrar todos los vuelos de largo radio en el hub de Madrid”, afirmó el directivo de IAG, grupo al que pertenecen Iberia, BA y Vueling. Iberia ni siquiera considera la capacidad de conexión de Vueling para alimentar los vuelos de largo radio. “Solamente volveríamos a El Prat si creemos que van a ser rutas rentables, y nuestra experiencia nos dice que no lo son”, destacó Walsh.

Por otra parte, según explica La Vanguardia, Walsh afirmó que Vueling limitará las conexiones con otras aerolíneas internacionales en El Prat. “Hay muchas aerolíneas que quieren conectar con Vueling, pero vamos a ser muy selectivos; no tenemos presión en este sentido y sólo conectaremos con quienes realmente nos interese”, aseguró el primer ejecutivo de IAG. La posibilidad de captar tráfico desde otros puntos de España y Europa a través de conexiones con Vueling es básica para captar nuevos vuelos intercontinentales.

Fomento abre expediente a Vueling

Ayer el Ministerio de Fomento abrió expediente a la aerolínea Vueling por la cuarta jornada consecutiva de anulaciones y retrasos generalizados de vuelos, según ha informado El País. La Agencia Española de Seguridad Aérea ha citado para hoy a Javier Sánchez-Prieto, presidente de la compañía, para pedir explicaciones sobre el caos generado sobre todo en el aeropuerto de Barcelona. Por su parte, La Generalitat también ha convocado a la cúpula de Vueling y estudia sanciones.

En total, Vueling ha dejado sin viajar a al menos 8.250 personas desde el pasado jueves. El diario El País también explica que ayer por la tarde la compañía admitió haber anulado 14 vuelos, de los cuales diez salían o llegaban a Barcelona. Vueling, volvió a atribuir los retrasos a “los problemas de operativa”. Los trabajadores denunciaron que la planificación para este verano ha sido “nefasta” y recordaron que ya avisaron de que podía desembocar en este caos.

 

Puedes leer la noticia completa de El País aquí

Puedes leer la noticia completa de La Vanguardia aquí